Sueños:Crujiente, muy crujiente.

De Bestiario del Hypogripho
Notificación: Este artículo forma parte del espacio de nombres de Sueños.
Pretende registrar, de manera generalmente fideligna, un acontecimiento tal y como se presentó en el ámbito onírico. No conforma por sí mismo canon en los Omniversos del Bestiario.
Un Carolina Reaper.

   Este artículo se compone de contenidos creados por Imontegav.  Este artículo está ilustrado con imágenes de autor no declarado, ninguna otra persona, ningún autor adicional y nadie más.  Este artículo es de dificultad intraficcional negligible o nula (0). Debería ser apto para todo público. 


Allá en la oscuridad más negra, allá me situaba yo sentado sobre una vieja silla de madera rudimentaria, sin nada alrededor y con un chile en mi mano derecha.

El chile poseía una apariencia rugosa y un color granate. Tenía la forma de una campana de cuatro lóbulos con un rabito. Probablemente era un Carolina Reaper, uno de los chiles más picantes que existen.

Pegué un mordisco, pero no noté ni sabor ni picor. Crujía, el chile crujía mucho, era extremadamente crujiente. Crujido, crujido, crujido... La sensación era muy agradable, y quería más.

Pegué un segundo mordisco, y mastiqué produciendo ese relajante y extasiante sonido. "Crunch, crunch". El crujido se repetía una y otra vez, el crujido se perpetuaba.

Y pegué un tercer mordisco y continué masticando... Ese chile era crujiente, muy crujiente.

⚜️[editar]

   Artículo original de Imontegav
Para proponer cualquier cambio o adición, consulte a los autores.