Mantícoras (Alejo Ahrensburg)

De Bestiario del Hypogripho

Ícono de desambiguaciónVer Mantícora (desambiguación).

Mantícora[r 1], por George Almond / 3DO company.
vínculo=Mitología ficticia}}}
Este artículo contiene información ficticia que no pertenece ni se corresponde necesariamente con fuentes similares del mito antiguo o leyenda oral.
Mitología griega:
Mantícora

Este artículo tiene elementos que no poseen contexto intraficcional. Puede servir como plantilla o referencia para incluir el tema en diversas ambientaciones.     Este artículo se compone de contenidos creados por Alejo Ahrensburg.  Este artículo está ilustrado con imágenes de George Almond, de 3DO Company, ningún autor adicional y nadie más que deberían sustituirse.  Este artículo no posee aún fuentes ficticias, pero se beneficiaría de ellas.  Este artículo tiene una dificultad intraficcional mínima (magnitud 1). Debería resultar accesible para el público en general. 

Las Mantícoras son seres crueles a las que les gustan la destrucción y el caos. Tienen una mirada maléfica que hiela la sangre.

Son seres sociales entre ellos (formando manadas), aunque también les gusta pasear solitariamente durante largos periodos.

Habitan en montañas áridas y desiertos. Su distribución alrededor del mundo 1 es muy amplia: India, Afganistán, Irán, Irak y el resto de oriente medio, así como el enorme territorio de la Rusia asiática. También habitan en Grecia, Italia y algunas partes de Turquía.

Poseen cabeza humana, cuerpo de león y una cola de escorpión. Sin embargo todos estos elementos presentan numerosas variedades. La cabeza varía enormemente en tamaño, al igual que el cuerpo, dependiendo en el hábitat en el que haya nacido la Mantícora. Habitualmente en la cabeza tienen cuernos. Otros ejemplares tienen tres filas de dientes.

Su cola también puede tener pinchos de metal muy afilados recubiertos de veneno o púas que saltan disparadas cuando mueven la cola al sentirse amenazadas. Pueden tener alas de muchos tipos: de huesos, cartilaginosas... e incluso no tenerlas. Su piel resiste la mayoría de los hechizos. La Mantícora atrae a su víctima (si ésta posee intelecto) susurrando los secretos del mundo. Gracias a ello y a su extraordinaria fuerza y velocidad pueden atacar sin esfuerzo a tres hombres juntos. A veces la presa ni se da cuenta del ataque y de que fue golpeada. Cuando la presa cae se abalanza sobre ella. Atacan golpeándola con el aguijón. Al picar le causa una muerte instantánea o la deja inconsciente. En ese momento es atrapada por las garras de la Mantícora que despedazan la carne como si se tratara de simples varas, también devoran a su víctima entera, con ropa e incluso pertenencias incluidas. La Mantícora hace todo por mantener las garras en el aire al luchar o al cazar una presa que opone resistencia para recibir la mayor parte del daño en las almohadillas de sus patas.

Gustan de despedazar a su víctima dentro de su boca, y se sabe que la Mantícora emite un suave canturreo mientras devora a su presa. Tienen cuatro filas de dientes con los que despedazan su comida, comen desde moscas hasta antílopes. Aunque prefieren carne fresca, también comen carroña. Pero sienten predilección por comer seres humanos pues el sabor de su carne les encanta. No en vano su propio nombre viene de la expresión persa martiya (hombre) y khvar (comer) que viene a significar "Comehombres".

Viven principalmente en cuevas y se aparean de por vida. Protegen a sus crías con toda la furia posible, aunque eso implique el canibalismo. Se toman el apareamiento en serio, se aparean de noche dentro de sus respectivas cuevas. Tienen de una a dos crías, las Mantícoras son vivíparas, aunque hay casos en que ponen huevos, en ese raro caso los cubren con arena u hojas. Cuando la hembra va a parir, el macho hace un lecho de hojas donde deja a las crías. Las Mantícoras no producen leche, así que deben buscar presas pequeñas a sus crías. Si la madre de un cachorro muere otra madre de la manada lo adoptará. Las Mantícoras nacen con los ojos abiertos y con los dientes filosos pero frágiles. Los cachorros no pueden volar hasta hacerse adultos.

Los cachorros de Mantícora pueden adiestrase pero es difícil que al ser adulto obedezca. Además es imposible usarlas como monturas.

Las Mantícoras se alían con otros seres malévolos para así obtener una mutua protección.

Referencias[editar]

Las Referencias aluden a las relaciones de un artículo con la "vida real".
  1. En el original Heroes Restoration of Erathia Manual Este icono indica que el enlace anterior es un archivo PDF.Este icono dirige a una versión archivada en Internet Archive del enlace inmediatamente anterior., representa a las Mantícoras y a las Escorpícoras, p. 91.

⚜️[editar]

0
Hypogripho Dorado 1.png
Este artículo está publicado en el blog del Bestiario.
El blog y la wiki pueden diferir en formatos y/o contenidos.
Puede encontrarse en:
Las Mantícoras
 Avatar Alejo Ahrensburg.png  Artículo original de Alejo Ahrensburg
Para proponer cualquier cambio o adición, consulte a los autores.
Icon pluma dorada 1.png