Circuitos rúnicos

De Bestiario del Hypogripho
(Redirigido desde «Circuito rúnico»)

Este artículo tiene elementos que forman parte del Omniverso del Imontegaverso.   Este artículo tiene elementos relacionados con el multiverso Munosilepiario.   Este artículo tiene elementos relacionados con el planeta Munosilepia.   Este artículo tiene elementos relacionados con el Imperio Divino Munosilepia.   Este artículo tiene elementos relacionados con el universo Naziguol.   Este artículo tiene elementos relacionados con el universo Faeguol.     Este artículo se compone de contenidos creados por Imontegav.  Este artículo está ilustrado con imágenes de dominio público, ninguna otra persona, ningún autor adicional y nadie más.  Este artículo no posee aún fuentes ficticias, pero se beneficiaría de ellas.  Este artículo es de dificultad intraficcional potencialmente elevada (magnitud 3). La comprensión puede resultar difícil si no se poseen conocimientos previos sobre las ficciones referidas. 

Ejemplo de circuito rúnico activo sobre una superficie de obsidiana.

Los circuitos rúnicos son dispositivos que contienen circuitos de materiales conductores de energía táumica (magia), usualmente materiales que han sido fundidos sobre patrones tallados, y que son capaces de producir efectos diversos en materiales, energía, información o espacio-tiempo cuando la magia fluye en ellos.

Los circuitos rúnicos pueden ser comparados con circuitos eléctricos y electrónicos, con las únicas diferencias de que emplean magia en lugar de electricidad, y de que pueden producir las alteraciones previamente mencionadas. La complejidad requerida en los circuitos rúnicos también es más sencilla que la requerida en los electrónicos, si bien se desconoce gran parte de su funcionamiento y sólo se manejan patrones probados con efectos reconocidos. A su vez, la miniaturización de los circuitos rúnicos parece ser mucho más complicada de efectuar que en circuitos electrónicos.

Los circuitos rúnicos son empleados en diversos campos de producción. Por ejemplo, se emplean en la golemancia, la hechicería automatizada y la producción de procesadores rúnicos, entre otros fines.

Actualmente sólo se conocen tres mundos que emplean esta tecnomagia: Munosilepia, Naziguol y Faeguol.

Elementos de un circuito rúnico[editar]

  • Componente:
Un dispositivo táumico o rúnico con dos o más terminales en el que puede fluir internamente la magia con efectos variables y a veces dependientes de las condiciones del entorno.
  • Runas:
Las runas son símbolos que parecen generar campos taumostáticos útiles cuando la magia fluye en ellos. Estos son muy diversos pueden ser empleados a diferentes escalas, dispuestos en diferentes localizaciones del circuito para diversas funciones. También es un componente abundante en este tipo de circuitos. En circuitos rúnicos miniaturizados, suelen poseer un tamaño muy reducido, micrométrico.
  • Sigilos:
Los sigilos son símbolos complejos que los magos suelen improvisar para obtener una forma gráfica de hechizo aplicable. En circuitos rúnicos los sigilos pueden ser grabados para ayudar en la emulación de las energías táumicas, o bien para la finalidad de lanzar un hechizo específico cuando se active. Estos suelen ser de gran tamaño y difíciles de miniaturizar, pues al miniaturizarse pierden efectividad.
  • Microcircuitos rúnicos:
Pequeños circuitos rúnicos miniaturizados completos pueden ser a su vez empleados como componentes de circuitos rúnicos mayores.
  • Nodo:
Punto de un circuito donde concurren más de dos carreras conductoras de magia.
  • Rama:
Porción del circuito comprendida tras un nodo alimentado.
  • Fuente:
Dispositivo que se encarga de proporcionar la energía táumica (magia) inicial al circuito entero, generalmente una gema cargada con energía taumostática.
  • Conductor:
Objeto de material que permite el libre flujo de corriente mágica, haciendo contacto entre dos o más componentes táumicos o rúnicos.

Véase también[editar]

⚜️[editar]

Logo Imontegav.png
El contenido de este artículo fue creado por la persona siguiente:
Imontegav
Sus derechos intelectuales le pertenecen. Consúltale antes de cambiar su canon.