Bestiateca:Diosas del amor (EDLCQNE)

De Bestiario del Hypogripho
Logo Enciclopedia de las cosas que nunca existieron.png

ATENCIÓN: Este artículo pertenece a la wiki de la Bestiateca.
Ver Enciclopedia de las cosas que nunca existieron.

  Este artículo se compone de contenidos recopilados por Jakeukalane.   Este artículo carece de imágenes ilustrativas. Puedes ayudarlo consiguiendo una (o más) imágen/es apropiada/s e incorporándola/s.  

Diosas del amor[editar]

Casi todos los pueblos[r 1] tienen una diosa concreta que supervisa los ritos del amor y la fertilidad, y todas ellas parecen compartir el mismo carácter caprichoso. La más característica[r 2] es Venus (Afrodita), diosa del amor de los hombres y de los inmortales en la época del Olimpo.

Venus tuvo un comienzo poco prometedor, ya que fue creada cuando Crono castró a su padre y las gotas de sangre cayeron al mar, donde se transformaron en espuma blanca y de esta nació Venus.

Desde el momento en que atravesó las puertas del Olimpo empezó a causar problemas. Los dioses no encontraban palabras para describir la perfección de su rostro y su cuerpo, mientras que las diosas sentían celos de una belleza que ensombrecía la suya propia. Venus es la esencia de la belleza seductora femenina, y conquistó a los dioses con su gracia y encanto, además de su deliciosa y turbadora presencia. Por si no bastara con todo eso, llevaba puesto un cinturón que irradiaba poder seductor. La prenda, exquisitamente confeccionada y bordada, promete el amor y su consumación.

Todos los dioses la deseaban, mientras las diosas la miraban con malos ojos. Empezó a acarrear disgustos a la humanidad, cuando Eris, diosa de la discordia, arrojó en una boda olímpica una manzana con las palabras «Para la más bella». Venus, Hera y Atenea reclamaron el premio, y Zeus zanjó la discusión decretando que un mortal juzgara la belleza de las diosas. El juez elegido fue Paris, hijo del rey Príamo de Troya, que inevitablemente eligió a Venus. Hera y Atenea se desquitaron devastando Troya y haciendo que Paris pereciera en el combate.

Los inmortales siempre se mostraron muy propensos a los amores apasionados, pero nunca habían conocido nada parecido al deseo que Venus despertaba en ellos. Pronto se encontró en una posición suprema como diosa y creadora del amor, aunque su naturaleza tiene muchas caras. Era dulce y generosa con los dioses y mortales que la respetaba, pero feroz con los que la desairaban. Cuando las muchachas de Pafos negaron su divinidad, ella las despojó de su modestia y las convirtió en prostitutas.

Se casó con Hefesto, el metalúrgico[r 3] cojo, pero pronto le abandonó para echarse en los brazos del hermoso Adonis. Utilizó sin escrúpulos su belleza para seducir a dioses y mortales, o para lanzarlos a empresas amorosas sin esperanzas. Ni siquiera Zeus pudo resistir sus encantos, y ella le atormentó metiéndole en una serie de aventuras con mujeres mortales[r 4].

Venus personifica la belleza mágica de las mujeres, el confort de sus brazos y la rica recompensa de sus cuerpos, junto con las sutilezas y complejidades de sus mentes. Los hombres siguen siendo víctimas de sus caprichos y de los tormentos de amor que ella les inflige[r 5][b 1].

Referencias[editar]

Las Referencias aluden a las relaciones de un artículo con la "vida real".
  1. En el original todas las razas.
  2. Eso es una simple opinión, sesgada por el helecentrismo europeo. La diosa del amor más característica es Ištar, de la cual derivan atributos de muchas otras como la propia Afrodita.
  3. Herrero.
  4. Las "aventuras" de Zeus con mortales son vistas de manera positiva en la mitología, son una virtud de Zeus. Para los griegos, Zeus era el padre de los dioses y como padre de los dioses tenía que mostrar que era el más viril de todos.
  5. Es una visión puramente misógina del amor.

Bibliografía[editar]

La Bibliografía se compone de recursos informativos que existen en la "vida real".
  1. Michael Page, Robert Ingpen (1988), Enciclopedia de las cosas que nunca existieron, pág. 15.

⚜️[editar]

Dussiano por asralore.png
El contenido de este artículo fue recopilado por la persona siguiente:
Jakeukalane
Revisa las fuentes antes de cambiar cosas.