Basiliscos de los ojos velados

De Bestiario del Hypogripho

Ícono de desambiguaciónVer Basilisco (desambiguación).

Bestiario borrador.jpg ADVERTENCIA DE FALTA DE CONTENIDO: Este artículo es un borrador, que se encuentra (evidentemente) incompleto.
Sé paciente

Este artículo tiene elementos que forman parte del Omniverso del Milegu.   Este artículo tiene elementos que forman parte de la Tierra Neshl.     Este artículo se compone de contenidos creados por Jakeukalane.  Este artículo contiene elementos creados en colaboración con Shybil-san o tiene elementos basados en contenidos creados por Shybil-san.  Este artículo carece de imágenes ilustrativas. Puedes ayudarlo consiguiendo una (o más) imágen/es apropiada/s e incorporándola/s.  Este artículo no posee aún fuentes ficticias, pero se beneficiaría de ellas.  Este artículo tiene una dificultad intraficcional mínima (magnitud 1). Debería resultar accesible para el público en general. 

Los Basiliscos de los ojos velados, también conocidos como Basiliscos de las Tormentas (entre otros nombres), son gigantescos basiliscos de carácter benéfico y muy inteligentes. Su veneno, concentrado en su cabeza y en sus ojos, es extremadamente potente.

Etimología[editar]

Su dos nombres más conocidos provienen de su costumbre de depositar su veneno en el aire, específicamente en nubes bajas que no vayan a convertirse pronto en lluvia. A pesar de que las nubes empleadas no suelen descargar su agua poco después de que los basiliscos dejen su veneno en ellas, la imaginación popular ha hecho que se asocie a estos gigantescos basiliscos con las tormentas.

Realizarían esta acción para evitar dañar con su veneno a otros seres con los que se encuentren. Sin embargo, esto sería inútil si no tuviesen control posteriormente de las nubes cargadas de veneno. Gracias a una especie de peces flotantes, los peces Volans, que acarrean dichas nubes por el cielo hasta llegar a zonas deshabitadas, yermas o, preferiblemente, hasta volcanes donde poder descargar las nubes sin ningún peligro, consiguen que nadie resulte dañado.

Pese a ello, la mayoría de veces los Basiliscos no pueden depositar suficiente veneno en las nubes con seguridad. Para evitar dañar con su vista a otras razas inteligentes u animales, son capaces, con la ayuda de los flotantes Volans, de velar sus ojos velar sus ojos mediante un tipo especial de nubes, muy algodonosas y que no dejan pasar su mirada mortal ni su veneno. Los Volans las acarrean continuamente delante de sus ojos y guían sus caminos.

⚜️[editar]

Dussiano por asralore.png
El contenido de este artículo fue creado por la persona siguiente:
Jakeukalane
Sus derechos intelectuales le pertenecen. Consúltale antes de cambiar su canon.