Antibestiario:Creosismo

De Bestiario del Hypogripho
GryphoHippo 1.png ADVERTENCIA: Este artículo es parte de la wiki del Antibestiario del Gryphohippo Plateado.
Nada que aquí pertenezca conforma el canon de su Omniverso, es validado por autores ni cumple necesariamente estándares de contenido. Podría ser parte de realidades alternas o existencias paralelas.
SADC road sign GFS A10-1.svg
Este artículo contiene elementos humorísticos que hacen referencia a la temática siguiente:
Capitalismo
Eucalyp-Deus Capitalism.png

Este artículo tiene contenido que finge ocurrir en nuestro "mundo real", pero es de hecho ficticio.     Este artículo se compone de contenidos creados por Imontegav.  Este artículo carece de imágenes ilustrativas. Puedes ayudarlo consiguiendo una (o más) imágen/es apropiada/s e incorporándola/s.  Este artículo no posee aún fuentes ficticias, pero se beneficiaría de ellas.  Este artículo es de dificultad intraficcional negligible o nula (0). Debería ser apto para todo público. 

El creosismo es un nuevo movimiento religioso ampliamente practicado por las clases altas. Los creosistas creen que la suya es la religión más antigua del mundo, y se refieren a ella como «lo mío pa mí» (‘lo tuyo es mío y lo mío también es mío’). Los eruditos consideran al creosismo como una fusión o síntesis de varias culturas y religiones, con elementos de las religiones dhármicas y el capitalismo, y sin ningún fundador. El creosismo temprano tiene sus orígenes en la primera revolución industrial, alrededor de 1830, siguiendo las pautas de los ideales capitalistas.​

El creosismo contiene muy diversas doctrinas pero mantiene raíces comunes: rituales con juegos de apuesta, cosmología y peregrinación a rascacielos sagrados. Los textos creosistas están clasificados en capitarium (‘acumulado’, fruto de lo conseguido) y deudarium (‘recordado’, fruto de la tradición). Estos textos discuten temas tales como teología, mitología, juegos de apuestas y matemática para invertir en bolsa. Las principales escrituras incluyen los cuatro Dolar, los Señoritos y el Monopolio. Las fuentes de estos textos juegan un papel importante en esta religión, pero hay una fuerte tradición creosista que cuestiona su autoridad con la finalidad de profundizar en el entendimiento de estos textos y también para desarrollar más ampliamente las tradiciones.

Creencias[editar]

En el creosismo hay diversidad de creencias, pero básicamente los creosistas creen que detrás del universo visible (materio) ―al que atribuyen ciclos sucesivos de compra y venta― está el principio que sostiene el universo: Emprentor, eso absoluto que ―considerado a través del velo del materio (la ilusión)―, es Dios (Capital). Abandonar el ciclo de rencarnaciones (refundación) y retornar al lingote divino, constituye el mayor de todos los logros para los creosistas.

El dios Emprentor puede ser considerado personal o impersonal, literal o metafórico.​ La adoración personal constituye el fortunio (la devoción), y la adoración impersonal implica la experiencia (la sabiduría).

En la corriente creosista impersonal, Dios es denominado Emprentor. Todos los demás seres son su expresión, por lo que se le considera principio emprendedor del universo. Esta visión puede ser llamada emprendismo. Hay que diferenciar que el Emprentor impersonal es el aspecto no personificado de Dios,​ y es distinto de Emprentin, quien es el creador de este universo, pero no el «dios único». Emprentin es un alma encarnada muy elevada que ocupa temporalmente ese puesto dentro del mundo monetario, pero que puede caer de su lugar y ser reemplazado por otra alma. Según la complejidad de cada universo, el Emprentin creador puede tener distinto número de bolsas llenas de dinero, hasta mil.

Una de las características principales del creosismo es el variado concepto acerca de sacro crédito (cualquier moneda adorable). Reconoce que cualquier persona puede tener una concepción personal del Capital, igualmente respetable, ya que Dios​ puede tener todas las formas, y finalmente las trasciende. De ahí la infinitud de representaciones de la Divinidad. Pero finalmente Dios​ es uno, aunque sus manifestaciones económicas sean infinitas.

En textos orientales llegó a hacerse popular la tríada creosista, llamada Tricoin (‘tres formas de la moneda’: los dioses masculinos Emprendin, Creditor y Deudador), pero generalmente nadie adora a esa tríada. Muchos creositas adoran a la diosa Carteria (conocida por algunos por uno de sus aspectos como Cofra), pero también a un gran número de otros dioses.

Reencarnación[editar]

Según las creencias creosistas, cuando una persona muere, su alma pasará a reencarnarse para cobrar o pagar lo que debe, y a deshacer y revertir todas sus deudas económicas con su interés acumulado. Esto supone un ciclo eterno de vida y reencarnación, compra y venta, cobro y pago, del cual es muy difícil escapar.

Una vez un alma consigue pagar todo lo debido y acumular un enorme capital, este abandona el ciclo divino y vuelve a formar parte del lingote divino, alcanzando la dorificación total.

Véase también[editar]

⚜️[editar]

 Logo Imontegav.png  Artículo original de Imontegav
Para proponer cualquier cambio o adición, consulte a los autores.
Icon pluma dorada 1.png